Vías Verdes. La Senda del Oso

La Cañada en Bici ha comenzado su recorrido por las Vías Verdes que, cada vez más, van poblando los parajes de todo el territorio español. Hemos comenzado por la Senda del Oso, en Asturias.

http://www.viasverdes.com

 

Se trata de una antigua vía de ferrocarril minero desmantelada y adaptada como senda ciclorutista. Recorre los Valles del Oso, Proaza, Quirós, Santo Adriano y Teverga, entre Oviedo y el Parque Natural de Somiedo.  Se tiene constancia de una población estable de unos 44 osos sólo en Proaza, así que la emoción y la aventura están aseguradas.

Comenzamos nuestro recorrido en Proaza y escogimos el ramal hacia Teverga, dejándonos aconsejar por la gente de “El Oso Goloso”, uno de los múltiples establecimientos de alquiler de bicis que hay en la zona.  Esta vez no hemos llevado nuestras bicis, pero si los remolques para los pequeños, que causaron sensación por lo cómodos y bien equipados que están. 

Siempre a la vera del río Trubia. Los enanos perfectamente acomodados y todos en marcha. Desde la primera pedalada se disfruta del bosque, del río transparente y de la verticalidad de las paredes de roca caliza que forman el cañón por el que transcurre todo el recorrido. Asturias en estado puro.

A medida que vamos avanzando, vamos atravesando multitud de  túneles, que le dan su especial carácter a esta ruta. Siempre buscando, en la espesura del bosque que trepa hacia las cumbres, algún signo de que el oso está cerca.

En esta senda no hay prisas, no hay un objetivo a cumplir, solo hay naturaleza. Hay que disfrutar de cada momento. La bicicleta es la herramienta, solo eso. Los sentidos tienen que estar puestos en lo que te rodea. Puedes tardar todo el día en recorrer unos 20 kilómetros y los habrás aprovechado como nunca. 

Y los peques, como disfrutan, siempre buscando el río con la mirada. Gritando de emoción con cada túnel. Llamando al oso con sus gruñidos. 

Y al final del recorrido, ahí están, las osas Paca y Tola. Las rescataron hace unos años cuando mataron a su madre y no tenían ninguna posibilidad de sobrevivir. Les construyeron un espacio para vivir en semilibertad, pero alguien ha cambiado de opinión y ahora están en un pequeño cercado. Todo para el turista y muy poco para ellas. 

Gracias a Eli, Alberto, Oscar y Arán por compartir esta aventura con la Cañada en Bici. Esperamos que volváis a repetir.

Escribir comentario

Comentarios: 1
  • #1

    mramis (lunes, 19 agosto 2013 00:49)

    La verdad es que ha sido una de las rutas más bonita saque haya podido hacer en bici, la recomiendo para todos aquellos que quieran iniciarse en un deporte muy aconsejable para todos los públicos. Gracias a la Cañada en Bici la hemos conocido y estoy de acuerdo con las sugerencias!!

    Un saludo Dehesa

Enlace del día

Peticion en change.org. Fírmala y apoya a los autónomos y microPymes
Peticion en change.org. Fírmala y apoya a los autónomos y microPymes